EL ARTÍCULO O DETERMINANTE

Enrique R. Soriano Valencia

Se denomina ‘artículo’ a la palabra que suele estar antes de sustantivo (persona, animal, cosa o concepto). En la más reciente gramática también se le llama ‘determinante’ porque su aplicación permite definir varios aspectos del sustantivo presentado: su género (femenino/masculino), su cantidad (plural/singular) e, incluso, su familiaridad o no (determinado/indeterminado). Respecto de este último aspecto, es diferente cuando alguien expresa «El profesor me lo dijo», donde queda claro para el que escucha a qué profesor se refiere (artículo determinado: el, la, los, las); frente a decir: «Un profesor me lo dijo», donde queda impreciso el profesor referido (artículo indeterminado: un, una, unas, unos).

El artículo determinado no suele acompañar nombres propios a pesar de ser sustantivos también. Ello porque suele considerarse un toque despectivo, aunque en muchas regiones es muy habitual. Este uso ha pasado a formar parte de la cultura como una forma familiar, de confianza o afectiva (como cuando se usa ‘güey’, ‘menso’ o ‘tonto’, cuando no hay una intensión manifiesta para ofender): «Esto me lo regaló el Enrique». No obstante, informa el Diccionario panhispánico de dudas, DPD, de las Academias de la lengua que suele aplicarse a mujeres muy destacadas para remarcar su relevancia: «Dio un gran concierto la Caballé», «La Félix siempre fue una mujer imponente dentro y fuera de la pantalla».

También es usual recurrir al artículo determinado para aprovechar su particularidad de definida para hacer sobrentender una palabra. De forma habitual lo usamos en esta época del año cuando decimos «El 2023 fue complicado», donde el artículo ‘el’ hace sobrentender que nos referimos a la palabra año (El año 2023 fue…).

Al aspecto, hace unos días, don Jesús Manuel Vázquez Ruiz de Juventino Rosas tuvo la gentileza de consultarme si era adecuado usar la expresión «la Guadalupana». A su juicio le parecería un tono irrespetuoso hacia la virgen de Guadalupe. Sin embargo, es normal porque ese artículo (la) está haciendo sobrentender la palabra virgen. Es decir, es la forma breve de decir: «La Virgen guadalupana». Según el concepto teologal, la virgen de Guadalupe es una advocación (una forma de manifestarse) de la propia virgen María. Y esta lógica se confirma porque el nombre es Guadalupe, pero se transforma en adjetivo ( la palabra guadalupana califica a cuál advocación de virgen). Entonces con esta lógica se entendería también que «la Guadalupana» se refiere a «la advocación guadalupana de María» (y en este caso el adjetivo se escribirá con mayúscula porque ocupa el lugar del nombre propio).

En otro uso, se acostumbra aplicar en personas no populares cuando hay la necesidad de determinar una época o momento: «No eres el Enrique que yo conocí» (complemento especificativo).

Caso especial representa el determinante neutro ‘lo’. La Nueva gramática de la lengua española (Asociación de Academias de la lengua española, 2009) precisa que no existen sustantivos neutros (solo hay masculinos y femeninos). Sin embargo, el DPD precisa que se suele considerar artículo neutro a ‘lo’ por su capacidad de darle el papel de sustantivos a un adjetivo: «Lo importante es usar correctamente el idioma para ser adecuadamente comprendido».

Deja un comentario

Translate »

El contenido de esta información, está protegida por derechos de autor.