POR AMLO, MORENA PERDIÓ 22 MILLONES DE VOTOS

Índice Político

Francisco Rodríguez

De los 30 millones de sufragios que obtuvo en el 2018 a Morena ya sólo le queda un chisguete.

¿Cuál es la causa?

Pues por el autoritarismo de Andrés Manuel López Obrador –su fundador y guía– …

… tanto como por su terquedad e inamovilidad de ideas raras, la mayoría heredadas de las décadas de los 60’s y 70’s del siglo anterior…

… por abjurar de los principios –“no mentir, no robar, no traicionar”– que lo llevaron al poder…

… por no cumplir los compromisos que contrajo en sus tres sucesivas campañas presidenciales…

… por los insultos y mentiras u “otros datos” que cotidianamente lanza con toda impunidad desde sus matinés electoreras-cómico-musicales…

… igual que por haber exacerbado la polarización en todo el territorio nacional…

… pero, sobre todo, por la desatención a los principales problemas de los mexicanos, tales como seguridad, salud, educación, vivienda, procuración de justicia…

… y, por supuesto, por haber espantado y ahuyentado a la inversión nacional y extranjera, lo que ha repercutido en altos niveles de desempleo formal…

… entre otras muchas otras calamidades más.

Así que, como dice la sobada frase, si las elecciones fuesen en este momento, su “corcholata” favorecida apenas si alcanzaría un poco más de ocho millones de votos…

… con todo y el dispendio de recursos públicos y muy posiblemente hasta de la corrupción y del narcotráfico que su “destapador” AMLO ha “invertido” en promocionarla desde hace ya más de dos años.

Abone a ello la ausencia de carisma, empatía y de ideas propia de la señora Claudia Sheinbaum y tendrá un resultado calamitoso para el Movimiento de AMLO, quien así verá frustrado su deseo de perpetuarse a través de ella.

¡Ocho millones de votos!

¡Nada más!

Que ¿de dónde sale esta cifra?

De estudios y proyecciones que han llevado a cabo periódicamente miembros del Servicio Profesional de Carrera del Instituto Nacional Electoral comprometidos con la democracia, número que revelo con su autorización, pero guardándome sus nombres para evitarles las represalias que son características de la malhadada Cuarta Transformación.

¡Ocho millones de votos!

¡Nada más!

La desesperación de AMLO

Estoy seguro de que después de que usted ha conocido esta pobre cifra de sufragios, menor a los 9 millones de votos que el priísta Francisco Labastida obtuvo frente a Vicente Fox en el año 2000, entenderá el porqué de la desesperación del showman de Palacio Nacional que cada día insulta más, miente más, pero más que nada quiere más y más recursos para la compra de voluntades ante las urnas del primer domingo de junio del próximo año.

Los recortes presupuestales tienen ese objetivo…

… además, claro, de seguir inyectando dinero bueno a las obras malas que dizque son insignia de la 4T.

Desesperado, además, porque su “corcholata” está apachurrada.

No prende por más que le acerque figuras tan cuestionables como el aún ministro Arturo Zaldívar o tránsfugas de otras franquicias políticas que se acercan a Morena para hacerse de otro “hueso” que los mantenga en el candelero y en la opulencia que da el ser politiquero.

No prende Sheinbaum.

Y con sólo ocho millones de votos…

… el desastre morenista está cantado.

¿No cree usted?

Indicios

Deja un comentario

Translate »

El contenido de esta información, está protegida por derechos de autor.