ESA INFORMACIÓN ES NUESTRA

Arturo Miranda Montero

Todos los gobiernos le juegan a listo para ocultarnos la información que generan y resguardan. Violan así -gran noticia- la Ley.

Sepámoslo bien a bien. La Constitución, Ley suprema –ajá- establece que “el derecho a la información será garantizado por el Estado”. Y que cualquier persona “tiene derecho al libre acceso” en todas sus manifestaciones. Y la cosa es precisa y maciza: “Toda la información en posesión de cualquier autoridad, entidad, órgano y organismo de los Poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial, órganos autónomos, partidos políticos, fideicomisos y fondos públicos, así como de cualquier persona física, moral o sindicato que reciba y ejerza recursos públicos o realice actos de autoridad en el ámbito federal, estatal y municipal, es pública y sólo podrá ser reservada temporalmente por razones de interés público y seguridad nacional, en los términos que fijen las leyes. En la interpretación de este derecho deberá prevalecer el principio de máxima publicidad. Los sujetos obligados deberán documentar todo acto que derive del ejercicio de sus facultades, competencias o funciones, la ley determinará los supuestos específicos bajo los cuales procederá la declaración de inexistencia de la información.”

Así las cosas, todos tenemos derecho a exigir nuestra información porque ella es pública, no es privada aunque la escondan los gobernantes o nos la nieguen, por eso deben poner en blanco y negro todo lo que hacen y darle la máxima publicidad a sus actos.

Cuando elegimos gobernantes, los escogemos para que tomen decisiones favorables a nosotros; pues eso deben documentárnoslo y dárnoslo cuando lo necesitemos, sin excusas ni pretextos.

Deja un comentario

Translate »

El contenido de esta información, está protegida por derechos de autor.