¿PARA QUÉ QUIEREN PODER?

Arturo Miranda Montero

Metidos en pleno carnaval electorero, quienes andan de calientes buscando ser poderosos tendrían que respondernos a la de ya.

El poder sirve para poner orden entre todos nosotros y no mancharnos con el prójimo. Darnos seguridad para convivir más o menos en paz.

Pero los hechos abundantes, nauseabundos, sangrientos, de horror y de terror los tenemos encima diariamente. No vale la pena enlistarlos pero sí nunca obviar que nos tienen con miedo.

No hay gobierno que dé explicaciones claras de por qué suceden las cosas criminales bajo su territorio. Todos a uno siguen la misma cantinela: estamos investigando. Tan, tan. Nos atascan de estadísticas, como si no supiéramos que esas se manipulan al contentillo. Que van a la baja tales y cuales delitos, que la estrategia da o dará resultados, etcétera. No hay declaración ni numeritos a modo que calmen el dolor que se infringe a los dañados, nuestros vecinos, familiares, amigos, conocidos y prójimo en general.

Voltear la cara, nombrar a un vocero que repite como loro lo mismo de siempre y no hacer de la seguridad pública la razón de ser gobierno es lo que tenemos de su parte. Estamos abandonados por todos los gobiernos, así se disfracen de rambos o robocops. Su presencia armada suma más temor a la que nos producen los civiles fuertemente artillados y con negocios criminales exitosísimos. Ambos son generadores de violencia.

Así que, ¿para qué buscan el poder los que ya andan cazando puestos de gobierno? No dan respuesta ahora y no podrán darla después.

Deja un comentario

Translate »

El contenido de esta información, está protegida por derechos de autor.